Mi experiencia en España

10.06.2016 11:47

Mi experiencia en España

La vida está repleta de aventuras si tú te permites dejar las dudas atrás y aprovechar las oportunidades que esta te ofrece. La mejor época para llevar a cabo tales hazañas es durante la juventud. Yo estaba tremendamente ilusionado cuando tomé la decisión de venirme a trabajar a España. Estaba preparado para afrontar el cambio. Ya había pasado un año desde que me gradué en Historia y estaba deseando hacer algo que pudiera recordar el resto de mi vida. Antes de llegar a España jamás había estado en Europa. Me di cuenta de que ésta era la oportunidad de mi vida y no quería desaprovecharla. Quería viajar y ver mundo.

Trabajar como asistente de conversación aquí en Cáceres ha convertido ese sueño en realidad. Era mi primera vez trabajando como “profesor”. Desconocía si me resultaría ameno, y definitivamente ha sido una grata experiencia. Ha sido una oportunidad fantástica para poder vivir en España. Visitar las diferentes regiones de este maravilloso país, tales como La Rioja, País Vasco, Cataluña, Castilla y León, Andalucía, y por supuesto Extremadura. Tantos hechos históricos acontecieron en estas tierras. Me encontraré sentado en la Plaza Mayor, a la hora del almuerzo, pensando sobre todo lo vivido por una ciudad como Cáceres. Este convivir con el pasado ha enriquecido plenamente mi experiencia, aportándome una perspectiva diferente sobre cada lugar al que voy. Me siento bendecido por todo lo que he experimentado y valoro el trabajo realizado. Sin lugar a dudas ha sido una experiencia inolvidable. He disfrutado tanto aquí durante estos meses que resulta complicado hacerse a la idea de que el tiempo se ha ido. Estoy inmensamente agradecido a todo el colegio Diocesano por hacer tan llevadera mi breve estancia junto a ellos. Tan pronto como llegué todos fueron tan amables y serviciales. Mi español ha mejorado considerablemente. Mi capacidad para entender el idioma también es mayor que la que poseía anteriormente. Extremadura fue el lugar perfecto para lograr ambas cosas. Es una sensación indescriptible el llegar a hacer amigos y conocer gente nueva manejando un idioma distinto a tu propia lengua nativa. Esto es lo mejor de aprender otras lenguas. ¡Cómo cambia tu vida! De repente te da la posibilidad de poder comunicarte con millones de personas más. Despliegas tus habilidades para viajar con una confianza adquirida. Además cambia la forma en que tu mente trabaja en determinados aspectos. Todas estas cuestiones han añadido tanto placer a mi vida, me han aportado incontables nuevas perspectivas y me han hecho reconocer la importancia de la labor del asistente de inglés en lo que a la enseñanza de niños se refiere.

Los días de mi estancia aquí en Cáceres están llegando a su fin y sé que siempre miraré hacia atrás agradecido por toda la amabilidad recibida y los incontables buenos momentos que viví. Sé que echaré de menos la deliciosa comida, y por supuesto, las tapas. He pasado numerosos almuerzos disfrutando al sol de los maravillosos y asequibles menús del día. Esto es algo realmente imposible de encontrar al volver a casa. Echaré de menos el sosiego y la tranquilidad de la ciudad monumental los domingos, leyendo un libro al abrigo de la parroquia de San Mateo. Echaré de menos el vivir constantemente rodeado de construcciones centenarias. Echaré de menos los saludos de los niños al llegar al colegio. Estos son todos los recuerdos que siempre conservaré. Al menos tendré el calor del sol de California para reconfortarme cuando vuelva a casa. Deseo a todos lo mejor y tengo la sensación de que no será la última vez que pise suelo español. Gracias.